¿Qué garantías tengo al traer mi compra?

En Comparto Mi Maleta queremos que compres tranquil@. Por eso, tenemos garantías que conocerás a continuación.

Una compra va pasando diferentes etapas hasta llegar a tus manos. Nuestra garantías aplican de acuerdo a la etapa en la que se encuentra tu compra.

Producto se pierde o daña en el envío entre la tienda y el alojamiento del viajero

 

Si el producto se pierde, deberás contactarte con la tienda y solicitar que hagan la investigación correspondiente. Si la tienda demuestra que el producto fue entregado, se te devolverá el valor declarado de los productos y el valor del transporte del viajero.

Si el producto viene con daños que el viajero puede ver a simple vista y este avisa el estado en el que viene el producto antes de llegar de vuelta a nuestras oficinas, deberás hacer el reclamo con tu tienda.

Si el productos viene con daños que el viajero no puede ver a simple vista, deberás reclamar con tu tienda, ya que es inviable que los viajeros conozcan cada tipo de producto y puedan hacer un análisis en profundidad del estado de cada uno.

Si el producto viene con daños que el viajero puede ver a simple vista y no avisa antes de su vuelo de regreso a nuestras oficinas, el viajero responderá por el daño. Dependerá del tipo de daño la compensación asociada. Si por alguna razón el viajero no se hace responsable, Comparto Mi Maleta sí lo hará.

Producto se daña o pierde en el transporte entre alojamiento del viajero y la oficina de Comparto Mi Maleta

 

En este caso, el viajero se hará responsables por daños o pérdidas de productos que se produzcan entre el alojamiento del viajero y la entrega. Si por alguna razón el viajero no se hace responsable, Comparto Mi Maleta sí lo hará.

Producto se pierde o daña en el transporte entre las oficinas de Comparto Mi Maleta y tu domicilio

 

Si el envío desde nuestras oficinas a tu domicilio fue pagado junto con la tarifa de transporte del viajero, Comparto Mi Maleta se hará responsable.

Si el envío desde nuestras oficinas a tu alojamiento fue pagado contra entrega, ya sea en la sucursal de la empresa de transporte o en tu domicilio, deberás reclamar directamente con ellos, ya que el contrato fue realizado entre el transportista y tú.